Reconozco que el titular es un tanto exagerado, en realidad el bolígrafo no pinta en TODOS los colores del mundo, solo en los 16 millones que es capaz de reconocer su sensor RGB, pero tampoco nos pongamos tan tiquismiquis ya que a fin de cuentas pinta en 15 millones y pico más que cualquiera de los bolis que puedas tener rondando por casa (que si los bolígrafos multicolor ya eran gordos y solo pintaban en 10, ¿imagináis el tamaño que debería tener este?).

Afortunadamente el Scribble tiene el grosor de un bolígrafo convencional por lo que podremos transportarlo sin problemas en el bolsillo de la camisa o detrás de la oreja (si se tiene la suficiente habilidad). Su funcionamiento, para que nos entendamos, es el mismo que con la herramienta ‘cuentagotas‘ de Photoshop; simplemente debemos acercar el extremo del sensor al color que queramos imitar y, tras presionar el botón de captura, en un compartimento de su interior se mezcla el contenido de unos diminutos cartuchos de tinta hasta obtener la tonalidad deseada.

scribble_02

Scribble funciona con tecnología Bluetooth 4.0, dispone de un conector micro-USB y tiene una capacidad de 1 GB, lo que le permite memorizar hasta 10.000 colores. Además, funciona con una batería recargable por lo que ahora, además del móvil y del reproductor de mp3, deberás acordarte de recargar religiosamente el boligrafo si no quieres que te deje tirado en el momento más inoportuno. Que ahora que lo pienso… más que la bateria lo que debería preocuparte es el precio de los recambios porque el trasto tiene pinta de chupar de lo lindo y ya sabemos que la tinta va más cara que la sangre de unicornio…

Como sea, el invento estará disponible en dos modalidades, una para utilizarse sobre papel y otra en versión stylus para smartphones y tablets con una aplicación propia (compatible con IOS, Android y Windows Phone). ¿El precio?, una ganga: 150$ el bolígrafo y casi 80$ el stylus (perfecto para esos momentos de oficina en los que vas a echar mano y descubres que algún desaprensivo se lo ha agenciado).

El proyecto aún está en fase Kickstarter para atraer accionistas pero, si el tipo del Autoblow lo ha conseguido y ya lo están fabricando en cadena… ¿como no lo va a conseguir el puto genio que ha inventado este boli mágico?imagen41

Web oficial | Scribble