Según informa el portal de noticias AVN, el mítico director de cine para adultos Michael Zen, en cuya filmografía destacan películas como ‘Blue Movie‘ o ‘Satyr‘ que contribuyeron a cimentar el reconocimiento de la pornstar Jenna Jameson, falleció ayer por la mañana a causa de un cáncer de páncreas. Tenía 83 años.

Las redes sociales se han llenado de muestras de dolor y cariño por parte de amigos y colegas de profesión. “Magnífico director, buen hombre. Siento oír esto. Hice algunas grandes películas con vosotros dos” publicó en Facebook el veterano actor y director Mike Horner refiriéndose a Michael Zen y Penny Antine, guionista y colaborador habitual del susodicho. A este comentario se sumaba la actriz retirada Asia Carrera “Nooooooooo, era uno de mis favoritos de todos los tiempos. Me entristece mucho escuchar esto!!

En mi trato con Michael en los 90 sin duda fue un hombre extremadamente agradable, muy talentoso y muy, muy artístico de un modo sexual” observa Steve Oresntein, propietario de Wicked Pictures. “Creo que cuando él iba a describir una historia o un concepto, sus ojos se iluminaban pensando cuál sería la motivación por la que tendrían sexo, puedo imaginar sus ojos tratando de describir lo que iba a suceder en la película“. “«Blue Movie» fue la primera película que rodó Wicked, creo que se grabó en abril del 95, y la gala de premios fue grandiosa porque estaba en todas las categorías de cine y ganó, ganó Jenna y también ganó por su edición. Creo que el mismo año tuvimos «The Wicked One» que ganó premios en vídeo. Fue un año decisivo para Wicked” añadió.

El célebre director Paul Thomas, que trabajó con Michael Zen en ‘Reflections‘, también le ha dedicado unas palabras: “Michael me enseñó mucho sobre la importancia de una edición excelente. Él fue el realizador más inteligente y cultivado que hemos tenido. Gentil, divertido, probablemente un cornudo” bromeó refiriéndose a su bisexualidad. “Me infundó el conocimiento y la confianza. Lo amé

Graduado en cine por la UCLA, Michael Zen enfocó rápidamente su atención hacia el mundo del porno, convirtiéndose en uno de los talentos más innovadores y creativos de la industria. A lo largo de los años 70 y 80 trabajó como editor, perfeccionando sus habilidades, hasta que consideró estar listo para ocupar la silla del director. A pesar de ello, su primer trabajo documentado al frente de una producción fue ‘Reflections‘ en 1977 (aparentemente un año antes dirigió ‘Falconhead‘ para la línea gay de VCA). Tras ‘Filthy Rich‘ en 1981 no volvió a dirigir ninguna otra película hasta 1992, cuando se distribuye ‘Secret Garden‘, la cual se convirtió en un clásico instantáneo. A lo largo de los noventa y hasta su retiro a finales de la primera década del 2000, Michael Zen firma alguno de los vídeos sexuales más destacables del momento, como ‘Ice Woman‘ (1993) con Ahslyn Gere, ‘Blue Movie‘ (1995) y ‘Satyr‘ (1997) con Jenna Jameson o ‘Jade Princess‘ (1999) con Kobe Tai, por citar algunos ejemplos. Su brillante estilo combinado con artistas magníficos y argumentos sólidos lo convirtieron en uno de los nombres imprescindibles para los consumidores de porno.

De momento no se conocen planes sobre la realización de algún tipo de acto en homenaje pero sin duda es algo que llegará más pronto que tarde. Descanse en paz.

En la foto de cabecera, Michael Zen durante el rodaje de ‘Stardust’